El Proceso De Permisos De Proyecto Ona

La minería de fosfatos es una de las actividades industriales más reguladas en la Florida. Antes de que cualquier extracción pueda empezar, todos los permisos necesarios se deben obtener de los gobiernos locales, estatales y federales. Obteniendo los permisos para nuestras operaciones mineras es un proceso largo y complejo y muchas veces puede ser difícil de entender.

Es común pensar que los permisos se obtienen por simplemente enviar un formulario a las agencias reguladoras, pero esta es una idea equivocada. El proceso es mucho más complejo. Tarda un promedio de cinco a siete años para guiar por todo el proceso de la aprobación de permisos para un proyecto de minería de fosfato.

Por ejemplo, nuestros esfuerzos para conseguir los permisos para el proyecto de Mosaic en la extensión de South Fort Meade comenzó en 2003, y finalmente pudimos empezar a minar en 2012. El registro administrativo (es decir, toda la información presentada en relación con la solicitud de permisos) para el permiso federal tuvo más de 250,000 páginas.

Muchas veces, la preparación para el proceso de concesión de permisos comienza cuando se adquiere una propiedad. Para juntar toda la información necesaria para conseguir los permisos para una propiedad de minería, observaciones y recopilación de datos tiene que comenzar tan pronto como sea posible. Mosaic observa a los niveles de las aguas subterráneas, las corrientes de aguas superficiales y la vida silvestre y conducimos inspecciones y análisis. También hacemos análisis de fotos aéreas históricas y actuales y análisis de datos LIDAR. Mediante el uso de estos recursos, Mosaic puede definir límites precisos para planicies aluviales y puede identificar la jurisdicción de cualquier humedal presente en el emplazamiento. Estudios de la vida silvestre ayudan en el desarrollo futuro de planes de gestión de vida silvestre que acompañará a la solicitud de permiso de explotación minera. La recopilación de todos estos datos es esencial para la creación de planes de recuperación exitosos que restaurarán las funciones hidrológicas y de los hábitats de la zona después de que el fosfato se extrae de una forma segura.

Mosaic, tanto como las empresas de fosfato que fueron previamente dueños de la propiedad de las minas de Ona han compilado datos en el emplazamiento por más de 50 años. Una vez que se recopilan datos suficientes, Mosaic puede iniciar el proceso de permitir la mina.

El permiso de la mina en Ona requiere permisos en todos los tres niveles del gobierno.

El equipo de permisos de Mosaic en el condado de Hardee incluye a Mike DeNeve, quien administra los permisos de minería; Beth Niec, ingeniera de permisos de minería; Ted Smith, ingeniero principal y Justin Styer, ecologista, y este equipo colaboran con otros departamentos de Mosaic para preparar las solicitudes para los permisos necesarios al nivel del condado, estatal y federales para los permisos para la explotación minera. Una vez que las solicitudes se han preparado, el equipo de permisos colabora con las agencias reguladoras para resolver sus dudas y prioridades para finalizar las solicitudes y planes para minar.

Además de las tres agencias primarias que dan permisos, muchas otras agencias son consultadas en este proceso, dependiendo de las características del terreno en cuestión. En la mina de Ona, la presencia de especies protegidas requiere la participación de las agencias Florida Fish and Wildlife Conservation Commission and U.S. Fish and Wildlife Service. Estudios arqueológicos son realizados y revisados por la agencia Florida Division of Historical Resources del departamento de estado de la Florida para asegurar que sitios arqueológicamente importantes son administrados correctamente. Los reguladores del condado, estatales y federales dan sus propios permisos que se deben obtener antes de poder minar. Estos procesos en los tres niveles se abren a las opiniones y comentarios del público.

En las últimas décadas, las actividades mineras en los Estados Unidos se han convertido en un foco para litigio de asuntos ambientales. Pocos permisos principales de minería son emitidos en los Estados Unidos sin enfrentarse a combates legales de los grupos de presión. Debido a que las regulaciones de la explotación de fosfatos tienen varios niveles, cada uno de los tres permisos (uno en cada nivel gubernamental) son sujetos a problemas legales.

Mosaic apoya el papel que lleva la opinión pública en el proceso de concesión de permisos y buscamos crear más transparencia en nuestros proyectos. En un esfuerzo para hacer que el público pueda entender más acerca de los proyectos de minería de Mosaic, tenemos reuniones comunitarias y otros esfuerzos de educación publica durante todo el proceso y trabajamos con residentes y organizaciones locales para desarrollar relaciones en la comunidad.